La ciudad piloto para la conducción autónoma en California

La conducción automatizada y sin conductor en ciudad requiere del más alto nivel de seguridad funcional.

Ciudad piloto para la conducción autónoma

 

 

La conducción autónoma necesita ser segura al 100%, por ello todas las pruebas que se hagan en relación a este tipo de conducción son pocas. Ahora, una metrópolis en California se convierte en una ciudad piloto para la conducción automatizada, gracias a Bosch y Daimler, que se encuentran acelerando el desarrollo de la conducción sin conductor y marcando el rumbo firmemente en esta tecnología. Así, en la segunda mitad del año 2019, ambas compañías ofrecerán a los clientes un servicio de transporte con vehículos autónomos en rutas seleccionadas en una ciudad californiana, cuyo operador de esta flota de pruebas y del servicio de movilidad será Daimler Mobility Services. Este proyecto piloto demostrará cómo los servicios de movilidad, tales como el uso compartido de automóviles, recogida de pasajeros y las plataformas multimodales, se pueden conectar inteligentemente para dar forma al futuro de la movilidad. Además, van a contar con la empresa estadounidense de tecnología Nvidia para que se convierta en el proveedor de la plataforma de inteligencia artificial.

Bosch y Daimler confían en su experiencia acumulada durante años en automoción para llevar al mercado innovaciones maduras y seguras. Asimismo, el Dr. Michael Hafner, director de Conducción Autónoma en Daimler AG, ha señalado que “el factor decisivo es introducir un sistema segura, fiable y maduro”, antes de añadir que “la seguridad tiene la más alta prioridad, y es la temática constante de todos los aspectos y etapas de desarrollo en nuestro camino hacia el inicio de la producción en serie. En caso de duda, la minuciosidad se antepone a la velocidad”.

El Dr. Stephan Hönle, vicepresidente senior de Unidad de Negocio de Conducción Autónoma en Robert Bosch GmbH, por su parte, ha destacado que “desarrollar la conducción autónoma a un nivel listo para la producción en serie es como un decatlón. No es suficiente ser bueno en una o dos áreas. Al igual que nosotros, debes dominar todas las disciplinas. Solo así conseguiremos llevar la conducción autónoma a las carreteras y a las ciudades de una forma segura”.

Por otro lado, un factor decisivo para la conducción totalmente autónoma y sin conductor es un ambiente urbano es el reconocimiento fiable del entorno del vehículo, que se realiza con la ayuda de varios sensores. Analizar e interpretar la variedad de datos entrantes, y traducirlos en comandos de conducción en muy poco tiempo, requiere un enorme poder computacional, el vehículo completamente autónomo será un superordenador móvil.

Bosch y Daimler cuentan, para ello, con una red de elementos de control compuesta por varias unidades de control individuales. Así, la empresa Nvidia suministrará la plataforma necesaria, que ejecutará los algoritmos de Inteligencia Artificial (IA) generados por Bosch y Daimler para el movimiento del vehículo. La red de unidades de control recopila los datos de todos los sensores con tecnología de radas, video, LIDAR (Detección y Medición de Imágenes por Láser) y ultrasonidos, los evalúa y, entonces, planifica los movimientos del vehículo.

25821963 páginas vistas
Noticias relacionadas:
La planta Iveco de Valladolid es reconocida por su nivel de excelencia
Los camioneros escogen los 50 mejores restaurantes de carretera
MAN y Ironman anuncian su colaboración
Iveco apoya el desarrollo del GNL como combustible
Ontruck prevé un aumento del 40% en el volumen de cargas en Navidad
Samsung creará un área de prueba para coches conectados
Análisis del impacto de las medidas para mejorar la calidad del aire
Volvo Trucks ahorra combustible gracias a nuevos avances
Renault Trucks estrena un nuevo punto de red y servicio
Astic presiona para que se garantice la circulación de personas y mercancías